Saltar al contenido

Aprende técnicas para una buena exfoliación de la piel

exfoliación de la piel

Siempre es importante mantener una piel radiante y rejuvenecida, en la cual es fundamental aplicar los productos que garanticen mantenerla, y su vez, mantener una buena salud de la piel, por lo cual, debes entender y tomar nota de cada una de las técnicas y medidas aplicadas en la limpieza, como lo es la exfoliación de la piel, en la cual, se corresponde a un tratamiento que debe aplicarse de manera semanal para mantener una piel suave.

En cada uno de los tratamientos pueden acceder a las nuevas medidas de limpieza faciales, que pueden aplicarse a la rutina habitual, en la cual, cuenten con la oportunidad de lograr aprender una técnica sencilla, con la aplicación de productos de limpieza como tónicos y lociones para eliminar las impurezas. 

Exfoliación de la piel

En la zona de la epidermis es una de las más superficiales de la piel por lo que es propenso a recibir todo el daño y suciedades, además dicha zona está constituida por sub-capas en el que las más profundas se crean nuevas células, que con el paso del tiempo reemplazan a la capa más exterior. Por ello, al momento de realizar cualquier práctica de exfoliación de la piel contribuye a las capas deterioradas, pueden eliminarse y así lograr el surgimiento de una capa más nueva y como una pigmentación equilibrada.

Una piel sana produce más de 40 mil células muertas por minuto, por lo que este tipo de procesos empieza a decaer por factores externos, como la exposición solar, hormonas o envejecimiento.  De esta forma, aplicar una buena exfoliación de la piel ayudara a la que le piel pueda regenerarse de mejor forma.

Importancia de la exfoliación de la piel

Dentro de una rutina de limpieza facial siempre es recomendable que se apliquen este tipo de técnicas con la intención de eliminar desde re-sequedad, y poco brillo en el aspecto de la piel, es por ello que, conocer un buen tratamiento de exfoliación, de la piel garantiza que logren garantizar la eliminación correcta de las células muertas, y aquellos agentes sucios, en el que permita la restauración de una capa cutánea más saludable.

Tipos de exfoliación de la piel

Exfoliantes físicos

Este tipo de producto ayuda a aplicar de manera manual la disminución de la piel muerta, a través de diversos complementos abrasivos en la cual, se pueden mencionar el azúcar, la micro perlas, polvo de arroz, entro otros. Este tipo de técnicas se aplican masajes para ayudar a la circulación y estiramiento de la piel, por lo que, ayuda en brindar resultados prácticos como la micro circulación, y a su vez, el drenaje linfático para obtener un cutis más suave y resplandeciente. Además, con este tipo de productos pueden obtener productos como partículas suaves o redondas, para ser aplicados con delicadeza.

exfoliación de la piel
Imagen extraída de unplash.com

Exfoliantes químicos

 Estos productos para tratamientos faciales se aplican con la intención de lograr una ruptura directa con el «pegamento» interno de las células, en el que se encuentra las células muertas con la piel. Por lo que, al lograr separarlos cada una de las células muertes pueden ser removidas y así se lograr que la piel se regenere.

Pese a que muchas personas creen que los exfoliantes pueden ser abrasivos a la piel, existen en la actualidad diversos productos certificados por dermatólogos, en el que están compuestos con ácidos y enzimas naturales que son mínimas y poco invasivas en la piel, por lo que permiten crear los mismos resultados. 

Beneficios

  • Los tratamientos de exfoliación de la piel contribuyen en la eliminación de células muertas.
  • Se obtiene resultados positivos para la piel en poco tiempo.
  • La piel es más limpia, suave y radiante.
  • Ayuda a la microcirculación sanguínea en las zonas en el que ayuden a desinflamar y eliminar cualquier tipo de líquidos acumulados en la piel.
  • Elimina todas las impurezas y ayuda a la prevención.
  • Ayuda en la reducción del sebo excesivo y la aparición de vello capilar.
  • La piel esfoliada ayuda a los tratamientos con cremas hidratantes y lociones antiarrugas puedan ser absorbidos de mejor forma, y a su vez, se obtengan mejores resultados.
  • Para las pieles seca sólo deben aplicarse una vez por semana, en cambio para la piel grasa debe hacerse dos veces a la semana.
  • Por último en pieles sensibles sólo deben aplicarse el producto cada 15 días.

Evitar la exfoliación de la piel en exceso

En cualquier tipo de cuidados en la piel la clave es la moderación a la hora de aplicar productos para así obtener los mejores resultados, en las capas más externas de la piel. De esta manera, las células muertas que se desean eliminar pueden tener ciertos límites debido al exceso en el uso de dicho productos, puede generar efectos negativos como irritación, inflamación y daños.

Además al tener la piel más sensible por la exfoliación de la piel puede ocasionar que las zonas de la dermis están más expuestas y vulnerables a la exposición de los rayos ultravioleta. Por lo que, siempre es necesario productos de hidratación para mantener la humedad y su vez, pueden aplicar productos de protección solar con la asesorías de médicos dermatólogos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar
cursoseencasa.site ©2021. Todos los derechos reservados Aviso Legal Politica de Cookies Politica de Privacidad Contacto